Mejorar el rendimiento con un plan de bienestar

Mejorar el rendimiento en el trabajo es imprescindible para el crecimiento de la empresa, pero debe hacerse con las herramientas adecuadas.

El rendimiento en el trabajo es difícil de medir, particularmente en aquellos puestos basados en el conocimiento.  El 94% de las empresas de Estados Unidos con más de 200 empleados ofrecen algún tipo de programa de promoción de la salud y el número va en aumento. Entonces, ¿por qué deciden invertir en un plan de bienestar laboral?

El concepto

Cuando hablamos de rendimiento nos referimos a cómo de eficiente es el proceso de producción de una empresa, clave para todos los negocios. 

El rendimiento, dependiendo del sector, puede ser medido en función de los coches producidos por hora, diseños creados, llamadas de atención al cliente cogidas, ventas cerradas, etc. Pero cuando hablamos de la promoción del bienestar en el trabajo, el foco del rendimiento suele estar en el absentismo laboral porque es importante y fácil de medir.

No debemos ver la salud de nuestros empleados como un índice de bienestar. Se trata de una herramienta para llegar al bienestar que puede ayudar a conseguir mejoras en el rendimiento individual, del equipo y del negocio, teniendo un impacto directo en todos los objetivos empresariales.

Los programas de salud y bienestar tienen el objetivo de educar, empoderar y acompañar a las personas en la conquista de mejores estilos de vida haciendo que las personas tomen decisiones más saludables y sostenidas en el tiempo. Estas mejoras saludables de los empleados tienen, además, múltiples beneficios para las organizaciones, ya que se traducen en una reducción del absentismo laboral, de los días de baja, una gestión emocional más efectiva y una mejora de la autopercepción del trabajo realizado.

El rendimiento de los empleados es más alto cuando son física y emocionalmente capaces de trabajar manteniendo un ritmo sostenido elevado. Por eso, los planes de salud y bienestar juegan un papel tan importante al poder reducir, además, posibles riesgos de la salud, ayudar a gestionar enfermedades y reduciendo el uso de sustancias como el alcohol y el tabaco.

Además, los programas de salud y bienestar ayudan a mejorar el clima laboral impactando directamente en el rendimiento de las personas.

mejorar el rendimiento con un plan de bienestar

¿Por qué es tan importante?

Cuando los empleados sienten que su organización se preocupa por ellos, son más capaces de trabajar y se sienten más motivados para hacerlo.

Si una persona se encuentra llena de energía, sin la distracción de problemas emocionales y con ganas de trabajar es más probable que sea más efectiva en su creatividad, negociando, esforzándose para motivar a la gente, etc.

Por eso, los planes de salud y bienestar pueden ayudar a reducir el absentismo y mejorar el rendimiento de las organizaciones.

7 estrategias para mejorar el rendimiento en tu empresa

Mejorar el bienestar de las personas tiene un impacto directo en el resto de los objetivos de tu organización. Queremos compartir contigo una serie de estrategias que puedes llevar a cabo para empezar a mejorar el bienestar de tus empleados.

  1. Identifica los puntos fuertes y débiles de cada trabajador
  2. Fomenta la flexibilidad horaria
  3. Facilita la formación a los empleados
  4. Promueve una comunicación bidireccional en tu organización
  5. Fomenta un buen clima laboral
  6. Recibe y proporciona feedback constante con los trabajadores
  7. ¡E invierte en un plan de bienestar laboral!

Suscríbete a la newsletter